Últimos temas
» ▲ Inscripciones a la TGF
Dom Nov 06, 2016 9:33 pm por J. Nate Seeber

» More than Blood —PRIV. Elliot Rhodes
Dom Nov 06, 2016 4:23 am por Elliot Rhodes

» Noche sin estrellas.
Sáb Nov 05, 2016 8:51 pm por Brian Downer

» Friendly fires — Isak
Lun Oct 24, 2016 12:05 am por Isak T. Bruhn

» ▲ Petición de rol
Sáb Oct 22, 2016 11:27 am por Brian Downer

» Darling, SO IT GOES (BRIAN)
Sáb Oct 22, 2016 10:56 am por Brian Downer

» Pared Pintarrajeada [MT#3]
Jue Oct 20, 2016 12:08 pm por M. Yvette Gunnhild

» 2 – 9 – 8 – 3 – 2 [MT#3]
Miér Oct 19, 2016 9:46 am por M. Yvette Gunnhild

» Something happened [Xavier R.]
Mar Oct 18, 2016 9:15 am por Benjamin Lewis

» Power [Benjamin & Mathias]
Lun Oct 17, 2016 6:43 pm por Benjamin Lewis

» ▲ Desbloqueo de tramas
Lun Oct 17, 2016 10:03 am por M. Yvette Gunnhild

» Wildfire
Dom Oct 16, 2016 11:09 pm por Xavier D. Rhodes

Afiliados del Foro
Afiliados Hermanos - 6/6
Directorio - 6/6
Afiliados Elite - 33/33 - Última Limpieza: 24 de septiembre - Cerrado

Rohmer Dakovic, Cassiopeia Iona

Cassiopeia Iona Rohmer Dakovic



Datos Básicos

Edad: 17 años.
Grupo: Estudiantes.
Rango: 5to año.
Played by: Hailee Stanfield.
Deporte: Soccer.
Actividad Extra: Música.

Historia

Fecha de Nacimiento: 31, 10, 1998.
Lugar de Nacimiento: Haworth, Inglaterra.

Hay veces que ciertas personas, sin desearlo, por un accidente o una casualidad, olvidan su pasado sin querer hacerlo. Otras personas, desearían que esos accidentes pasaran, para no tener que recordar cosas que marcaron la vida de una manera permanente. Yo soy una de esas personas.

Algunas personas no creen en las historias de amor, el amor a primera vista y esas cosas. Steve Rohmer, no creía en esas cosas, y bien que hizo. El día que puso un pie en la Universidad de Derecho por primera vez, conoció a una joven de intensa mirada verde, cabellos castaños que a la luz del sol parecían ser rojizos. Todos se quedaban mudos ante su presencia sin poder evitar mirar su cuerpo de modelo. Su nombre era Ingrid Dakovic. Ella y Steve se hicieron mejores amigos, los mejores de todos. Pasaron dos años de carrera siendo mejores compañeros, mejor compañía y mejor consejero, pasado ese tiempo, creían saber todo sobre el otro, pero había algo que Steve ignoraba. Él ignoraba a Inka Dakovic, la hermana menor de su mejor amiga. Cuando la vio por primera vez se confundió con su hermana, pero al ver sus ojos marrones, quedo anonadado, y eso llevo a varias bromas de la mayor de las hermanas que no pudo evitar notar la reacción de su amigo. Inka se mudaba con su hermana ese año, a estudiar, como su hermana lo había hecho antes, y eso significo que cada día que iba a estudiar al departamento de las Dakovic podía observar a la joven que también se sentaba a estudiar sus asignaturas para poder ser Bioquímica. Después de un tiempo, Steve no iba solo para estudiar con Ingrid, también iba para sacar a Inka de la casa, para salir con ella, para conquistarla. El amor no surgió a primera vista, no fue algo planeado, pero si parecía cosa del destino.

Cuando los tres estuvieron al fin graduados, Ingrid se mudo con un cineasta a Alemania, mientras que la joven pareja se iría a vivir a una casa juntos. Habían decidido que no se iban a casar, eran de esas parejas modernas que creían que si se amaban de verdad no tenían que hacer una fiesta para demostrarlo a las demás personas. Pero la historia y los problemas no comenzaron hasta meses después, con el embarazo de Inka. Todo iba bien, ellos eran felices, todo marchaba viento en popa, pero entonces el embarazo se volvió un embarazo de riesgo. Los médicos daban pocas esperanzas de que Inka saliera con vida del mismo, y las cosas empeoraron cuando supieron que no solo esperaba un bebé, sino que eran dos. Muy pocas posibilidades, habían dicho, Inka estuvo en ese pequeño porcentaje. El 31 de Octubre, tras siete meses de embarazo, la mujer daría a luz a dos pequeñas a las que llamarían Cassiopeia y Calliope. Dos pequeñas de cabello negro y ojos marrones. Las hermanas fueron llevadas por los médicos, entubadas hasta probar que, por más de haber nacido antes, sus pulmones andaban bien. Un mes después, Steve e Inka podían sacarlas del hospital, con el visto de que todo iba a estar bien. Y lo estuvo. Por un tiempo.

Nadie podía negar que eran una familia más que feliz. Las niñas se dedicaban a lo suyo, mientras a Cassie le regalaban una guitarra, a Callie le regalaban un balón para soccer, y ambas estaban bien. Eran diferentes, cada cual tenía sus rasgos de personalidad marcados. Se complementaban de manera perfecta. Y los padres, adoraban a ambas. La pequeña ciudad de Haworth, Inglaterra, era testigo de como las jóvenes se desarrollaban de una manera tan fabulosa.

Inka, habiendo estado tan cerca de la muerte, gozaba de pasar cada segundo con las jóvenes, y eso le llevó a que un día, llamara a su esposo para que la fuera a buscar al trabajo, para que ambos llevaran a las chicas al partido de soccer. Las niñas, por otras partes, ya con el uniforme puesto, practicaban en el patio de la casa. Los vecinos no observan nada extraño en aquel comportamiento tan usual para la familia, salvo por la parte de que dos horas más tarde un policía preguntaba cuando había sido la última vez que había visto a la familia, pues, el único que estaba presente era un padre que no encontraba a su esposa, y tampoco a sus hijas. Extrañas cosas pasaron, muy extrañas. Dos días después de las desapariciones, encontraron a Inka aplastada bajo un auto, tras un accidente de autos. Murió en el acto, sin poder decir si sabía o no algo de las pequeñas desaparecidas. Los días comenzaron a pasar y todos se iban inquietando cada vez más. Los policías sabían que no podían perder más tiempo, tenían que encontrarlas o donde sea que pudieran estar, podían morir. Steve estaba en un estado de depresión. Luego de la noticia de su esposa lo tuvieron que llevar a un hospital para poder calmarlo. Gritaba imploraba que encontraran a sus hijas, pero eso no podía hacer que los policías resuelvan el caso. Cassie y Callie estaban perdidas.

Finalmente, encontraron a las pequeñas trece días después, todavía vistiendo sus uniformes deportivos, deshidratadas, famélicas. Ambas, jugando, habían descubierto la entrada al bunker que la familia había construido en tiempos de Guerra. Habían entrado, para poder satisfacer su curiosidad. Habían entrado sin saber que tan viejo era el lugar, sin saber que la pequeña escalera se podía romper y que ambas podían quedar atrapadas allí. Les dolía hablar, les dolía moverse, les dolía ver la luz del día. Algunos médicos decían que era un milagro que hayan sobrevivido. Otros, como Steve, solo comentaban que el destino daba oportunidades a las personas, para llevárselas de una manera peor, como había hecho con Inka.

Cuando Cassie despertó luego de todo aquello no quería que la tocaran, sentía que todo le dolería de nuevo y no quería vivir esa situación nuevamente, cuando pudo calmarse lo suficiente semanas después fue que se enteró de la muerte de su madre. Su hermana tampoco estaba nada bien y eso no ayudó para nada.

Todos decían que era normal, que al final, se les pasaría, por más que no pareciera. Steve ya no podía cuidarse a sí mismo, menos cuidar a las pequeñas, y tras varios llamados a su cuñada, acordaron que las pequeñas se irían a Berlín con su tía, pero, en cambio, algo más paso. Dos sobres llegaron a la casa, dos sobres blancos de letras doradas. Dentro había información sobre un internado, uno bien caro, o más bien de pinta impagable. Invitaban a las hermanas a entrar a que sean parte de la comunidad. No se negó nadie, ni tía, ni padre, ni niñas.

En septiembre comenzaban su primer año, luego vendría el segundo y allí se quedarían hasta hoy en día. Mejorando, poco a poco. Superando sus miedos, sus temores, su pasado. Cambió tanto como su hermana, se volvió desconfiada y sonreía menos, siendo ahora mucho más cuidadosa con todo lo que hacía. Desarrolló miedo al dolor, cosa que ha tenido que trabajar mucho para poder tener una vida normal, soporta dolores muy leves, como por ejemplo si se lleva algún golpe al jugar, pero busca rápidamente la manera de dejar de sentirlo y evita todo lo posible dañarse de alguna otra manera. También comenzó a tener un leve temor a los espacios cerrados, puede estar en ellos, pero debe saber que puede salir de allí, por eso odia que cierren las puertas de algún lugar, por sí se quedan encerrados. Trata de seguir su vida con todo ello encima, sabe que con su hermana podrá seguir superándolo poco a poco.

Familiares:
» Steve Rohmer: Padre / Su relación se enfrió totalmente, el hombre poco las llama y realmente Cassie no siente la necesidad o ganas de saber de él, dejo de sentir ese amor por su padre.
» Inka Dakovic: Madre / Adoraba a su madre, era su ejemplo a seguir, asumió la muerte de su madre bastante tiempo después de que pasó, costandole, no pudiendo con esa noticia y todo lo que pasó encerrada.
» Calliope C. Rohmer: Hermana Melliza / Su mejor amiga, su otra mitad, no sabe que sería de ella sin su hermana, gracias a la mayor logró superar todo y aún a veces siente que se ahogará si la separan de su melliza.
» Ingrid Dakovic: Tía Materna / Entre cordial y amistosa, no puede decirse que tengan mucha familiaridad cuando no la ve hace algún tiempo, pero la quiere mucho.

Personalidad

Lo primero que debes saber de Cassie es que es una persona totalmente complicada y llena de contradicciones, no lograrías nunca terminar de entenderla ni de ver la gama de facetas que puede llegar a tener.

Se puede calificar como una chica con una forma de ser cautivadora ya que es totalmente encantadora. Es un ser inocente a su manera aunque no lo suela admitir y esto lo trasmite su aura. Es muy infantil en algunas cosas pero muy madura para otras, rebelde y alocada suele estar pensando en mil cosas a la vez.

Es sumamente traviesa, siempre le gusta estar fastidiando a otros aunque nunca con maldad, y al ser tan rebelde odia las reglas y que al romperlas la regañen. No juzga sin saber y cree en sus principios más que nada, no suele cambiarlos por lo que diga o piense el resto ya que esto le importa muy poco. Su máscara siempre suele ser una sonrisa, pues eso si nunca la veras sin una de ellas en el rostro.

Es muy cerrada en sí misma, es muy raro que diga o demuestre cómo se siente realmente, y de lo contrario es alguien que es muy buena para escuchar, sabe apoyar y sabe que decir. Su curiosidad es uno de sus peores diría ella defectos, gracias a ella suele meterse en problemas y líos de los cuales aunque este acostumbrada le cuesta un poco salir.

Es orgullosa, posesiva y celosa con lo que considera suyo; vengativa, puede disculparte pero nunca olvidara el agravio y será muy difícil que vuelvas a ganarte su confianza, pues son muy pocas las personas que se la ganan realmente, pues dice que no confía ni en su propia sombra. Cuando se enoja se guarda sus problemas y cuando todo se acumula explota llegando a veces a poder ser, algo agresiva pero, siempre tratara de evitar demostrarlo al resto.

Si realmente le caes mal puede ser arrogante y borde incluso algo cruel y cínica llegando a caer realmente mal; pero ya que no está en ella ser así si no le dan motivos ella sola no los tendrá. Tiene una gran determinación, no es la típica niña consentida cómo su crianza sugiere, es más bien una chica centrada en lo que quiere, pero puede llegar a ser caprichosa si se lo propone. Siempre consigue lo que quiere sin importa el precio que esto tenga.

Sus amigos junto a su melliza son lo más importante para ella, pues los considera su familia y eso en su vocabulario es igual a sagrado, te metes con ellos es sinónimo de meterse con Cassiopeia así que buscara la manera de defenderlos tenga lo que tenga que hacer, su terquedad no tiene límites y si algo se le mete en la cabeza nadie se lo sacara hasta que lo logre. Puede pasar de ser la niña más amigable y dulce que conozcas a la más cínica, sarcástica y molesta en un abrir y cerrar de ojos si así ella lo requiere.

Virtudes: (mínimo tres)
» Leal.
» Inteligente.
» Astuta.

Defectos: (mínimo tres)
» Desconfiada.
» Despistada.
» Orgullosa.

Otros Datos

Pertenencias:
» Una guitarra blanca y púrpura regalo de Callie.
» Un colgante con una 'C'.
» Un relicario de oro blanco con una rosa grabada, dentro tiene una foto de sus padres, su hermana y ella.
» Placa militar con su nombre y edad. {[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]}

Enfermedades, Miedos y Manías: (Mínimo un miedo y una manía)
» Sufre de Agliofobia, miedo a sentir dolor.
» Suele morderse las uñas cuando esta muy nerviosa.
» Desvía la mirada cuando miente, ya que la gente que la conoce suele descubrirla al mirarla de frente.

Habilidades: (Mínimo tres)
» Es muy buena tocando la guitarra y el piano.
» Sabe dibujar casi cualquier cosa.
» Desde pequeña canta muy bien.

¿Sabías que...?: (Curiosidades sobre el personaje)
» Su primera guitarra se la regalo su madre y nunca supo que fue de ella.
» Su hermana es su mejor amiga, siempre quizo que en vez de ser mellizas hubieran nacido gemelas y así poder confundir a todos.
» Su más grande sueño es cantar y tocar el piano en un gran escenario.
Publicado por Cassiopeia I. Rohmer el Miér Mayo 04, 2016 5:33 pm
avatar
desaparecido
Cassie
121
168
Hailee Stanfield
la locura es un cierto placer que solo pocos conocemos
desaparecido
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t928-rohmer-dakovic-ca

Ficha Aceptada

▲ Bienvenido a Whispers in the Dark.
▲ Tu número de habitación es 225.
▲ Puedes realizar el registro obligatorio, relaciones y cronologías.
Publicado por Víctor E. Hempstead el Miér Mayo 04, 2016 7:36 pm
avatar
personaje no jugable
Víctor
227
-52
Chad Michael Murray
No te conformes con lo que tienes. No te conformes con lo que necesitas. Lucha y obtiene lo que mereces.
personaje no jugable
Ver perfil de usuario

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.