Últimos temas
» ▲ Inscripciones a la TGF
Dom Nov 06, 2016 9:33 pm por J. Nate Seeber

» More than Blood —PRIV. Elliot Rhodes
Dom Nov 06, 2016 4:23 am por Elliot Rhodes

» Noche sin estrellas.
Sáb Nov 05, 2016 8:51 pm por Brian Downer

» Friendly fires — Isak
Lun Oct 24, 2016 12:05 am por Isak T. Bruhn

» ▲ Petición de rol
Sáb Oct 22, 2016 11:27 am por Brian Downer

» Darling, SO IT GOES (BRIAN)
Sáb Oct 22, 2016 10:56 am por Brian Downer

» Pared Pintarrajeada [MT#3]
Jue Oct 20, 2016 12:08 pm por M. Yvette Gunnhild

» 2 – 9 – 8 – 3 – 2 [MT#3]
Miér Oct 19, 2016 9:46 am por M. Yvette Gunnhild

» Something happened [Xavier R.]
Mar Oct 18, 2016 9:15 am por Benjamin Lewis

» Power [Benjamin & Mathias]
Lun Oct 17, 2016 6:43 pm por Benjamin Lewis

» ▲ Desbloqueo de tramas
Lun Oct 17, 2016 10:03 am por M. Yvette Gunnhild

» Wildfire
Dom Oct 16, 2016 11:09 pm por Xavier D. Rhodes

Afiliados del Foro
Afiliados Hermanos - 6/6
Directorio - 6/6
Afiliados Elite - 33/33 - Última Limpieza: 24 de septiembre - Cerrado

Hudson, John (Jack) Alexander

John Alexander Hudson

   


   
Datos básicos

   ▲ Edad: 18 años.
   ▲ Grupo: estudiante.
   ▲ Rango: 6º curso.
   ▲ Played by: Amadeus Serafini.
   ▲ Deporte: atletismo. Se le da bien correr (quizá por las innumerables veces que ha tenido que escapar a lo largo de su vida) y es el único deporte que no precisa trabajo en equipo.
   ▲ Actividad Extra: música.

   
Historia

   ▲ Fecha de Nacimiento: 10 de octubre de 1997
   ▲ Lugar de Nacimiento: Liverpool, Inglaterra, aunque vive en Manchester

   No hay mucho que decir de la vida de Jack. No se conocen los verdaderos nombres de sus padres o las condiciones de su nacimiento, ya que fue encontrado por unas universitarias en Liverpool metido dentro de una cestita. La policía recogió al bebé del parque donde había sido abandonado y enseguida lo entregó a los servicios sociales, quienes se hicieron cargo de él.

Contaba con un año cuando fue adoptado por una familia de clase media de Manchester que no podía tener hijos. El pequeño fue recibido por ellos como un regalo del cielo, y le dieron todas las comodidades que les fue posible darle.
No obstante, los problemas no tardaron en llegar. A pesar de sus esfuerzos para educarlo como un buen muchacho, sano y normal, John (o Jack, como ellos lo llamaban) demostró desde muy pequeño ser un poco “diferente” al resto. Apenas socializaba con sus compañeros de clase, prefería leer solo en un rincón del patio y, a pesar de que aprendió a leer y escribir muy temprano, jamás se mostraba participativo en clase. Sus maestros temían que algo realmente grave estuviera ocurriéndole al niño, quien no daba señales de querer hacer otra cosa en clase que no fuera dibujar o jugar a su aire, sin nadie más. Por más que sus padres intentaron que se abriese al resto, que mostrase algún tipo de empatía por los demás no fue posible. Y lo intentaron, vaya que sí. Regalos y recompensas le fueron ofrecidos, cosa que él rechazó. Visitar al psicólogo de su colegio tampoco funcionó. Pensaron que podría afectarle el hecho de ser adoptado, pero tampoco dieron con la clave cuando le preguntaron si eso era lo que le molestaba. Simplemente, Jack tenía algo en él que lo hacía sentirse diferente del resto.
Especial, incluso.

Con sus padres tratando de adaptarse a su extraño comportamiento, Jack continuó creciendo. Y entonces, a los nueve años, comenzaron las pesadillas. Justo por esa época unos grandullones de su colegio habían tomado la costumbre de molestarlo cada día durante los descansos, empujarlo y reírse de él por su personalidad introvertida, y Jack empezó a soñar cada noche que los hacía volar en mil pedazos. De una forma muy sangrienta, además, dato muy incomprensible en un niño de tan corta edad. Su madre culpó a los videojuegos y a los cómics que leía de estas pesadillas, y a pesar de que su uso le fue prohibido por completo Jack continuó soñando y llorando cada noche durante una buena temporada.

Un día, cansado de sus abusos, el pequeño (que apenas llegaba al metro veinte), trató de plantarles cara a la salida del colegio. Sin decir ni una sola palabra lanzó una piedra a uno de ellos, el que más se reía de él, pero con esto solo consiguió que los tres chicos empezaran a golpearlo. Nadie dijo nada. Para cuando un profesor apareció, ellos ya se habían ido. Y Jack se negó a decir los nombres de sus agresores. Él no era un chivato.

Las peleas continuaron sucediéndose durante mucho, mucho tiempo. El niño se acostumbró a que todos se rieran de él; decidió cargar en su espalda el peso de las burlas y que todos le diesen de lado sin quejarse. No necesitaba a ninguno de esos idiotas. Él, algún día, sería alguien poderoso que acabaría con todos ellos. Entre sus sueños más comunes se encontraban los de ser superhéroe o ser Primer Ministro, para pisotear de una forma u otra a esos chicos.
Pero jamás se quejó en voz alta a nadie, ni siquiera a sus padres. No merecía la pena.

Y el tiempo continuó pasando.

A los trece años, de repente, su vida dio un giro de 360º. Las risas y los abucheos fueron cambiados por paz y tranquilidad. Su asiento pegajoso del instituto, por un elegante pupitre limpio. Su vuelta a casa cabizbajo mientras se limpiaba los restos de la porquería que sus compañeros le habían arrojado, por largos paseos tranquilos con un libro en las manos sin murmullos de fondo. Un sobre blanco con letras doradas llegó a su casa. En él se le invitaba a entrar al Internado Dunkelheit, lugar totalmente desconocido para él; un lugar que le pareció venido desde el mismísimo cielo para "rescatarlo". Sus padres se opusieron a que acudiese en un primer momento pero, ¿qué podían hacer ellos para evitarlo? Era un chico brillante que poco a poco se estaba apagando al estar rodeado de gente que no lo hacía feliz; de una decadencia con la que no lograba vivir.

Lleva allí cinco años ya, aunque sigue considerándose a sí mismo un "novato". Siempre hay nuevos rincones que visitar o libros antiguos que leer. Vive en las sombras, saca unas notas excelentes, se comporta adecuadamente y jamás se salta una sola norma. Su futuro depende de sus estudios, así que debe aprovechar el tiempo. Igual que el sueño llegó una vez puede extinguirse entre sus dedos sin que pueda evitarlo.


   ▲ Familiares:
   » John Christopher Hudson: padre adoptivo. 48 años. Profesor de Historia Antigua en un instituto.
Jack es el ojo derecho de su padre. Ambos se llevan a la perfección pues, a pesar de que John sabe que su hijo no es precisamente perfecto, no se siente capacitado para regañarlo. Él fue su mentor en música e historia, dos de las cosas que más le gustan a Jack.
   » Michelle Ingrid Hudson: madre adoptiva. 47 años. Veterinaria.
A pesar de que ambos se quieren muchísimo, Jack y Michelle también discuten a menudo. Cuando su madre no le está diciendo que se corte el pelo le exige que recoja su cuarto, que apague la videoconsola, que salga para que le dé el sol en la cara... Y Jack, cómo no, asiente repetidas veces para luego hacer lo que le da la gana. También le miente a menudo. Su madre es quien más resquemor siente por su estancia en el internado, así que Jack la mantiene contenta diciéndole que tiene muchos amigos y que es realmente feliz. ¿Cómo va a explicarle a su propia madre que no sabe interactuar con las personas y que solamente se siente bien cuando escucha la voz de su propia conciencia?
Aun así, uno no puede pasar sin el otro.

   
Personalidad

• Inconformista a más no poder, Jack jamás se da por satisfecho. Especialmente en el ámbito intelectual. No deja de exigirse más y más, pues sabe que es perfectamente capaz de conseguir cuanto se proponga.
• Es muy tranquilo, suelen decir que le da exactamente igual lo que ocurre a su alrededor, pero si le tocan la fibra sensible explota como si estuviera cargado de dinamita. Su impulsividad, la que intenta mantener adormecida, cuando está enfadado se vuelve completamente incontrolable.
• Su vida privada es su bien más preciado. A pesar de que intenta no ser muy desagradable todo el tiempo, si se topa con alguien que cruza la línea de lo políticamente correcto actúa como un verdadero borde. Sentir confianza con alguien que no sea él no se le da nada bien.
• El sarcasmo y la ironía son sus mayores aliados, y suele valerse de ellos todo el tiempo para realizar lo que él llama “bromas inteligentes”.
• Desde que era muy pequeño ha demostrado ser poseedor de una gran inteligencia. Sus profesores siempre lo han premiado por ser, además, muy trabajador. Por esto piensa que recibió la invitación para pertenecer al colegio. Adora leer y suele pasar tardes enteras en la biblioteca o en los pasillos repasando apuntes. Es muy perspicaz y normalmente (a excepción de los momentos puntuales en los que se siente enfadado) trata de actuar con lógica.
• No es que hable con mucha gente en su día a día, pero si lo conoces un poco sabrás que jamás habla de sí mismo; de lo que realmente se le pasa por la cabeza. Se vale de la frialdad de su mirada para desviar el tema hacia uno que le convenga más. De esta forma consigue eludir palabras que no quiere pronunciar en voz alta y salir victorioso.
• Desde muy pequeño aprendió a luchar por lo que quiere, a defenderse de los que abusaban de él, y jamás se queda callado o no interviene ante una situación que le parezca injusta. Le gustaría poder controlarse, en serio, pero cuando se topa con situaciones así la lógica se evapora hasta dejar salir al león incontrolable en el que tanto odia convertirse.
• No le gustan las mentiras pero a veces tiene que valerse de ellas para salir airoso. Eso le hace sentirse una auténtica basura, pues a la persona que más miente para mantener tranquila es a su madre.
• Con las personas mayores que él (de más rango que él) actúa de forma educada y sin pasarse jamás de la raya. Sabe mantenerse en su sitio y ser galante en depende qué situaciones. Lo han educado bien, a pesar de que muchos de sus compañeros digan lo contrario.
• Se agobia fácilmente si alguien trata de llevárselo a su terreno y manipularlo. Y si se agobia, desaparece. No hay más que hablar. También tiene una particularidad: cuando se concentra es capaz de olvidar la facultad del habla por un rato, perder la noción del tiempo y quedarse encerrado en su propia cabeza.
• No le teme a la soledad. A sí mismo, a modo de broma, se llama “lobo solitario”. Ha crecido así y realmente cree que no necesita a nadie más que a su familia a su lado.
• Defiende sus principios al máximo. Ya no deja que nadie lo pisotee. Además, es tan tozudo que muchas veces no atiende a razones. Simplemente actúa como cree conveniente.
• Aunque no tiene maldad ninguna suele hacer o decir cosas que otros tachan como "peligrosas" o "molestas".
• Odia a la gente que intenta agradar a todos, a los pelotas y a los abusones. Los considera personas vacías y sin personalidad, así que las esquiva. También desprecia a los ineptos o a los que hablan sin saber.

   ▲ Virtudes:

   » Inteligente.
   » Trabajador.
   » Realista.
» Jamás evade sus responsabilidades. Es bastante maduro.
   » Inconformista.
   » Solitario. Para él es una virtud no necesitar a nadie más.

   ▲ Defectos:

   » Impulsivo. Demasiado impulsivo e inconstante, de hecho. Puede pasar de cero a cien en cuestión de segundos o cambiar de parecer en el tiempo que tarda una persona en pestañear. A veces cree que está un poco loco porque lo que le importa durante un rato más tarde puede darle completamente igual. Además, muchas veces no mide las consecuencias de lo que hace, suelta lo que opina y actúa como le viene en gana.
   » Sarcástico.
   » Miente a menudo para esconder su verdadero "yo".
   » Borde.
  » No es envidioso, pero no tolera que traten de ganarle en "su terreno".
   » No sabe cómo confiar en alguien que no sea él.
   » Suele aislarse y ocultar que tiene sentido del humor.
  » Incapacidad absoluta para mostrar sus emociones. Ni siquiera su rostro lo hace, ya que se queda rígido e inexpresivo con facilidad.
  » La presión lo hace bloquearse y explotar. Tiene un estilo particular de valentía, motivada solamente por su impulsividad y sus ansias de saber. Cuando la situación lo supera se ve incapaz de enfrentarse a sus miedos o a la realidad, y opta por quedarse en su cuarto con la cabeza debajo de un almohadón. Si no lo ve, no existe. Es la única forma que conoce que logra callar a las voces de su cabeza.
   » Evita a las personas y no se abre a los demás.
   » Es demasiado recto. Eso le hace parecer un egocéntrico y un estirado.
   » Solitario. A la misma vez, también resulta uno de sus mayores defectos.

   
Otros datos

   ▲ Pertenencias:
   » Guitarra acústica.
   » Pitillera con un mechero. Antes contenía cigarros pero ya se han acabado.
   » Un cuaderno de tapa dura algo gastado en el que suele apuntar cosillas.
  » Placa militar con su nombre y edad. {[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]}
  » Foto pequeña. En ella se ve a un Jack de unos diez años, sonriente y acompañado de sus padres.

   ▲ Enfermedades, miedos y manías:
   » Si bien es cierto que quiere ser médico, no le gusta el olor de los hospitales. Tampoco su blanco impoluto ni tener que ponerse una inyección. Soporta las agujas perfectamente si no están atravesando su piel; si es la de los demás le da lo mismo.
   » Fuma muchísimo. Lo necesita para controlar su estrés y mantenerse tranquilo. Es normal verlo paseándose por el internado en busca de un lugar donde poder dar rienda suelta a su vicio.
  » Jack sufre de ciertos trastornos conductuales y mentales por los que lleva recibiendo terapia toda su vida. No obstante, jamás los menciona y se queda esa información para él. Incluso evita llamarlos por su nombre, ya que la mera mención de su trastorno lo hace sentirse mal. A ojos de los demás simplemente es un misántropo con un ego demasiado inflado. Nada que ver.
   » Se aprieta las uñas contra la palma de la mano con fuerza cuando necesita mantenerse en silencio y controlar sus impulsos. Más de una vez se ha hecho sangre. Otra cosa que hace es apretar los dientes.
  » No se trata de una fobia, pero no soporta ver a la gente llorar. La poca empatía que siente se activa ante las lágrimas ajenas y no puede evitar sentirse muy mal. Su barrera se cae un poco y lo bloquea, haciéndolo que se comporte raro o huya.


   ▲ Habilidades:
   » La música se le da muy bien. Toca la guitarra estupendamente.
   » No hay juego de lógica o rompecabezas que se le resista.
   » Tiene una gran memoria. Puede almacenar todo tipo de datos.

   ▲ ¿Sabías que...?: (Curiosidades sobre el personaje)
± Adora los videojuegos y los juegos de mesa.
± Odia las mentiras, aunque siempre se vale de ellas para ocultar su verdadera forma de ser.
± La música le apasiona, en especial el rock y el metal, aunque tiene una buena colección de CDs de bandas sonoras. Toca la guitarra desde que era muy pequeño.
± Mide 1'84, así que es una especie de troll enorme y malhumorado.
± Quiere dedicarse a la medicina, posiblemente a la rama de la Oncología. No se considera buena persona pero tampoco un monstruo, así que quiere hacer el "bien" de alguna forma, ya que sabe que su personalidad es aborrecible. Será su particular forma de estar en paz con el mundo.
± Tiene el acento del norte de Inglaterra profundamente marcado. También usa palabras propias de la región, así que a veces resulta un poco incomprensible.
± Es muy recto y estirado. Habla de una forma demasiado "adulta" y poco relajada. Se considera un británico estirado.
± No se le da bien socializar con los demás en persona, así que nunca ha tenido un amigo (quizá porque lo que le ha pasado en su vida le ha dificultado el llevarse bien con la gente y establecer algún tipo de conexión). No obstante, su pasión por la escritura y su afición por los roleplays lo hace entrar a foros donde poder pasarlo bien en vacaciones. Como no tiene a nadie con quien jugar en tablero tiene que contentarse con Internet.
± Le encanta pasear por el bosque mientras llueve. El olor a tierra mojada y el ruido de la lluvia lo relajan, aunque también lo vuelven momentáneamente melancólico.
± Es muy curioso y le encanta ver documentales o leer artículos para estar al tanto de “todo”. Le fascina la historia y el arte, además.
± Se considera a sí mismo un cinéfilo empedernido. Le gusta todo, aunque siente devoción por la ciencia ficción, el terror, las películas de culto y el cine de autor. También tiene una buena colección de cómics. En casa no sale de su cuarto, en algo tendrá que aprovechar su tiempo.
± Escribe poesía desde los trece años.
± No soporta que le toquen el pelo -el cual no se corta porque le da pereza ir a la peluquería-. En general, no le gusta que lo toquen a él.
± Odia las peleas físicas, aunque las verbales le gustan mucho. Suele salir victorioso de ellas por su mala leche y su agilidad mental.
± No le gusta la gente que grita muy fuerte. Hacen que le duela la cabeza. Tampoco soporta los lugares ruidosos.
± Desprecia el alcohol y a la gente ebria.
± Odia la superficialidad, el cotilleo y a las personas que tratan de llamar la atención a toda costa.
± Desprecia a los cotillas.
Publicado por Jack A. Hudson el Dom Nov 01, 2015 12:03 am


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Run, you clever boy, and remember:

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

Before...
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

After...
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

avatar
sexto curso
Jack
424
478
Amadeus Serafini
I know I could have been a better man. I always had to have the upper hand. I’m struggling to see the better side of me but I can’t. Take all your jabs and taunts. You’re pointing out my every fault and you wonder why I walked away.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t241-hudson-john-jack-

Ficha Aceptada

▲ Bienvenido a Whispers in the Dark.
▲ Tu número de habitación es 238.
▲ Tu imagen del perfil (gif) fue editado por la administración para que sea cuadrado.
▲ Puedes realizar el Registro Obligatorio, Relaciones y Cronologías.
Publicado por Whispers el Dom Nov 01, 2015 12:21 am
avatar
cuenta fundadora
admin
605
44
La paz y la perfección son algo imposible de obtener. Y todos los sacrificios que haga, solo volverán en su contra.
cuenta fundadora
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.