Últimos temas
» ▲ Inscripciones a la TGF
Dom Nov 06, 2016 9:33 pm por J. Nate Seeber

» More than Blood —PRIV. Elliot Rhodes
Dom Nov 06, 2016 4:23 am por Elliot Rhodes

» Noche sin estrellas.
Sáb Nov 05, 2016 8:51 pm por Brian Downer

» Friendly fires — Isak
Lun Oct 24, 2016 12:05 am por Isak T. Bruhn

» ▲ Petición de rol
Sáb Oct 22, 2016 11:27 am por Brian Downer

» Darling, SO IT GOES (BRIAN)
Sáb Oct 22, 2016 10:56 am por Brian Downer

» Pared Pintarrajeada [MT#3]
Jue Oct 20, 2016 12:08 pm por M. Yvette Gunnhild

» 2 – 9 – 8 – 3 – 2 [MT#3]
Miér Oct 19, 2016 9:46 am por M. Yvette Gunnhild

» Something happened [Xavier R.]
Mar Oct 18, 2016 9:15 am por Benjamin Lewis

» Power [Benjamin & Mathias]
Lun Oct 17, 2016 6:43 pm por Benjamin Lewis

» ▲ Desbloqueo de tramas
Lun Oct 17, 2016 10:03 am por M. Yvette Gunnhild

» Wildfire
Dom Oct 16, 2016 11:09 pm por Xavier D. Rhodes

Afiliados del Foro
Afiliados Hermanos - 6/6
Directorio - 6/6
Afiliados Elite - 33/33 - Última Limpieza: 24 de septiembre - Cerrado

What if I told you a story?

¿Conoces esa sensación que te abruma cuando tienes un plan y no sale como lo tenías pensado? Esa era mi situación actual. Si hubiera sabido que las cosas en la reunión resultarían de esa manera, hubiera mantenido mi boca totalmente cerrada, algo que para muchos continuaba siendo imposible, pero al parecer no era imposible que yo fuera líder de una organización clandestina cuando tenía un letrero de “irresponsable” colgado de la frente. Okey, ya puedo entrar en pánico, me dije al cerrar la puerta de mi habitación mientras me llevaba las manos a la cabeza. Yo no podía liderar la Organización, esas eran las clases de cosas que hacían personas como Callie o Cassie, personas inteligentes y responsables. ¡No personas como yo! ¿Qué demonios estaban pensado las personas cuando escribieron mi nombre en aquel papel? Era una locura. Una completa locura. Por algo había esperado que Nate se postulara, él podía hacerlo, por qué no lo votaron a él. Era el ideal.

Me levanté de la cama. Hudson había podido salirse del puesto de líder, yo también podía y, en ese caso, Nate sería líder, solo tenía que hablar con el mismo y convencerlo que era lo mejor porque la cara con la que me había mirado en la reunión era la clase de mirada que indicaba que iba a ser asesinado mientras dormía. Solo hay que hablar con Nate, solo hablar, que él tome el puesto y haga las cosas brillantes que era capaz de hacer, y de las cuales yo no podría hacerme cargo porque era un desastre.

Toque en su puerta, algo que debería haber hecho el primero de Abril cuando abrí los ojos y vi que Callie no estaba. Era lo que debería haber hecho, dar la cara, explicar lo que había pasado, pedir perdón, aunque no valiera de nada, porque de todas maneras la cagada estaba hecha y nadie traería a Call nuevamente con nosotros. Tampoco aparecería Cass. En el fondo era mi culpa, lo sabía, todos lo sabían. Solo que era muy cobarde para poder decir eso frente a una persona que acababa de perder a su chica. Quizá era la única persona que lo acompañaba en el sentimiento, pero, simplemente, no pude hacer eso antes. Y ahí estaba, para pedir un favor. ¿Qué clase de amigo era? Los amigos no hacen esas cosas. Antes me consideraba un buen amigo, estaba fracasando como amigo. Algo más para agregar a la lista. Demonios.

– Holaa –, saludé a Nate cuando abrió la puerta y mostré mi más nerviosa sonrisa, pero no la pude sostener por mucho tiempo–. Creo que tenemos que hablar… ¿Puedo pasar?
Publicado por Brennan F. Grunwald el Miér Jul 27, 2016 12:49 pm
avatar
quinto curso
Gru
260
351
Shawn Mendes
La diferencia entre "puedo" y "no puedo" es solo de una palabra y una cuestión de actitud; si hay ganas, todo se puede.
quinto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t127-grunwald-hastings
Bajo el efecto de los medicamentos se podía decir que Nate estaba tranquilo. No había consumido grandes dosis, solo un par de píldoras para aliviar el constante tambor que resonaba en su cabeza y que nublaba sus ojos y enrojecía su mirada, la migraña podía ser muy maldita si se lo proponía. Sí, estaba tranquilo, o por lo menos relativamente tranquilo, pero eso no le bastaba, no le importaba porque ella no estaba a su lado y eso le impedía compartir cualquier cosa que pasara por su cabeza. Calliope no estaba y no valía de nada que él tuviera, aunque sea una gota de normalidad en su vida.

Ya en su habitación, Nate estaba tumbado sobre la cama, una mano tras su cabeza y otra lanzando una pelota que atrapaba con la mano libre, su cerebro estaba vacío y de cierto modo lo agradecía, lanzar aquel orbe hacia arriba y atajarlo parecía ser la única cosa que valía la pena.

Gru había resultado electo como líder de la organización, cosa a la que Nate no se oponía en lo absoluto, al contrario. Él se había propuesto porque sentía que era su deber moral para con Callie, Cassie, Carol... todos los desaparecidos, no le molestaba y sentía que ya era momento de llevar a cabo cualquier idea con tal de hacer algo, pero tampoco se oponía a que fuera otro, menos Gru, el chico podía ser un desastre, pero si las personas tenían fe en él de seguro era porque vieron lo mismo que lo que diariamente observaban sus amigos; era un chico valiente que valía la pena y que haría todo por el bienestar de los que amaba. Nathaniel solo contaba las horas, necesitaba saber cuál sería el próximo movimiento, se sentía inútil, muy inútil.

Había atrapado la pelota en sus manos, en ese momento estaba examinando las heridas cicatrizadas de aquel día en la enfermería con Gwen cuando justo tocaron la puerta. Nate frunce el ceño y se levanta, deja la pelota a un lado y se apresura en colocarse una camiseta blanca sobre su pantalón de pijama, estaba terminando cuando al abrir la puerta se topa con Brennan, justamente con Brennan. —Hey. Claro, claro, pasa—. Afirma dándole espacio para que entre al momento que cierra la puerta tras ellos. ¿Tendría Gru un plan?

—¿Ha pasado algo?, ¿todo está bien con la organización?—. Inquiere aún cerca de la puerta. Nate camina hacia su armario y cierra la puerta, ahí, en la primera estantería, reposaba la bolsa de medicamentos de la discordia, no quería tocar ese tema con nadie, no cuando Callie había sido la última persona con la que lo había hecho.
Publicado por J. Nate Seeber el Lun Ago 01, 2016 11:19 am


Algunos pecan por inocentes, otros  pasaron la vida ignorando la verdad que tenían frente a sus ojos.


This is not a perfect life:



avatar
quinto curso - capitan
Nate
170
133
Dylan O'Brien
Quizás algún día encontremos la razón que nos trajo al punto en el que estamos, mientras solo queda seguir adelante.
quinto curso - capitan
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t239-seeber-james-nath
Nadie nunca comenta sobre las responsabilidades, ni cuando se hace falta de ellas. Muchos me lo habían dejado pasar, pero yo sabía la verdad, era responsable. Había estado ahí, conocía a Nate, conocía a Is, y estaba junto a dos chicas que simbolizaban tanto para ellos, las debí proteger, y no lo hice, era algo que me impedía mirarles a los ojos porque les había fallado como amigos. Ellos no tenían que pasar por lo que había pasado yo por Cass, sin embargo, ahora tendrían que hacerlo. Y yo tenía parte de la culpa. ¿Por qué no me habían tomado a mi en vez de a ellas? Pregunta que me había hecho desde aquel día, pero que seguía sin poder responder, y sabía que la respuesta seria una incógnita hasta que encontráramos al responsable.

De eso quería hablar susurré mientras entraba al cuarto dando un espacio a Nate para que acomodara lo que quisiera. Me quedé cerca de la ventana observando de reojo los movimientos de mi amigo, y de algo más. Encontré esto, no sé quién lo hizo ni con qué fin, pero creo que es mejor que lo veas tu...

Dejando las palabras en el aire le pase el boceto que habíamos encontrado en la habitación de Ophelia, donde se veía que el dibujo era sobre su amigo y había unas palabras escritas en el papel: "me cuesta mirarle luego de saber lo que ha hecho, me sigo preguntando por qué, pero me da miedo preguntarle". Solo las había leído una vez, pero dichas palabras habían quedado grabadas en mi memoria. No mentiría al decir que no sentía curiosidad, pero no desconfiaba de Nate, a veces nos podemos encontrar en situaciones en las que no esperábamos vernos y tomando una decisión que no esperábamos tomar. De igual manera, prefería que el boceto quedase en las manos de él y que fuera él quien decida que hacer con el papel.

Creí que sería mejor que tu lo tuvieras. Todos comienzan a sospechar de todos, yo no sé qué hacer. Antes no dudaba de las personas como lo hago ahora, en especial de los profesores. Nervioso pase una mano por la nuca, cansado de la presión, los malos sueños y las conspiraciones . Nate, te seré honesto, creo que tu tienes que hacerte cargo del puesto de líder de la organización, tienes más madera que yo para esas cosas, no creo ser un buen líder, ni siquiera pude cuidar a Callie y a Carol ese día en el lago, ¿cómo esperan que los proteja a todos?
Publicado por Brennan F. Grunwald el Jue Ago 04, 2016 9:57 am
avatar
quinto curso
Gru
260
351
Shawn Mendes
La diferencia entre "puedo" y "no puedo" es solo de una palabra y una cuestión de actitud; si hay ganas, todo se puede.
quinto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t127-grunwald-hastings
Sabía que se trataba de la organización, después de todo, era el tema que los única a ambos con un mismo fin. Gru había quedado electo como líder y Nathaniel no tenía problema alguno, lo ayudaría, sería su mano derecha incluso si era necesario, todo con tal de encontrar a las chicas y a Bo. Nate más que nadie tenía ganas de encontrarlas y ganas de saber cuál era el misterio que los envolvía a todos en el internado, porque si de algo estaba claro era que con los desaparecidos llegarían respuestas o ese era el caso común que debería ocurrir.

Nathaniel frunce el ceño ante el descubrimiento de Gru y se acerca para tomar el papel que le tiende el chico. Su curiosidad crece aún más cuando se da cuenta de que es una especie de retrato suyo con un mensaje muy sugestivo en el borde. —¿"Me cuesta mirarle luego de saber lo que ha hecho, me sigo preguntando por qué, pero me da miedo preguntarle"?—. Lee en voz alta. No, no lo entiende, por más que trata de recordar no entiende nada, su nexo con Ophelia se había visto limitado, pero el trato que ambos compartían era ameno, cordial e incluso hasta amistoso luego de aquella charla en el lago donde Nate le había confesado a la docente lo que sentía por Callie, no entendía que podía estar pasando. Nate mira a Gru, no tenía que ser tonto para saber las ideas que podían estar pasando por la mente de su amigo. —Te juro por... lo que sea que no tengo idea de qué se trata esto—. Admite levantando el papel en su mano. —Es la única verdad—. La seriedad cubre su voz, no esperaba que ahora Brennan desconfiara de él, no podían separarse así dentro de su mismo núcleo.

Nate va a su escritorio a colocar aquel papel como uno de sus muchos pendientes cuando Brennan le explica la verdadera razón de su visita. Los ojos del joven se abren de golpe y gira a ver a Gru sin entender. —¿Perdón?—. Había escuchado el mensaje, no era sordo, pero no entendía el sentido, en verdad no lo entendía. Podía comprender los temores del chico, pero el electo había sido él, no Nate y seguramente si James le explicaba las causas, Gru terminaría por darse cuenta que no había sido casualidad. —Gru... no puedo, es tu lugar, todos votaron por ti—. Cruza sus brazos aún cerca del escritorio. —Mira, sé que puede ser confuso, de un momento para otro te topas con que tienes a un montón de personas a tu cargo, como un ejército, no sabes qué hacer ni qué decir porque todos son diferentes. Lo cierto es que ellos te eligieron porque vieron algo en ti, algo que probablemente ni tú ves. No van a elegir a un tonto, quizás esta sea tu oportunidad de descubrir incluso todo lo que ellos vieron; la posibilidad de que puedes ser un gran líder—. Confiesa con toda la seriedad del mundo, su caso más cercano había sido con el soccer y, aunque la situación fuera distinta, en esencia se parecía.

Nate se sienta en su cama y mira a un punto perdido de la puerta. —Ahora más que nunca esta escuela necesita líderes que valgan la pena y estoy seguro que no todos pueden estar errados en elegirte a ti—. Gira a ver al chico. —Te ayudaré, seré tu mano derecha si lo necesitas, estaré para aconsejarte y seguir lo que quieras hacer, pero no puedo arrebatarles a los demás su elección.
Publicado por J. Nate Seeber el Dom Ago 07, 2016 10:54 am


Algunos pecan por inocentes, otros  pasaron la vida ignorando la verdad que tenían frente a sus ojos.


This is not a perfect life:



avatar
quinto curso - capitan
Nate
170
133
Dylan O'Brien
Quizás algún día encontremos la razón que nos trajo al punto en el que estamos, mientras solo queda seguir adelante.
quinto curso - capitan
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t239-seeber-james-nath
No era quien para decir que estaba bien y que estaba mal, pero había algo mal en las palabras que estaban escritas en ese boceto, como si la persona que las escribiera hubiera tenido un motivo que yo desconocía y por eso no lo entendía. Pero que sea Ophelia la dibujante, solo hacía que las cosas fueran un poco más escalofriantes de lo que eran en verdad.

Mira, Nate, no te di el dibujo para darte una lección de moralidad y toda esa cosa, te lo di porque confió en ti, no tienes que dudarlo. Pero tienes que reconocer que la persona que hizo ese dibujo, Ophelia, parecía estar bastante convencida y ha dicho un montón de cosas que han resultado ser certeras. No digo que desconfíe de ti, pero ten cuidado. El cielo se está nublando muy deprisa y una tormenta se acerca. No sabemos quién está detrás de esto y, por lo que veo, estamos muy lejos de saberlo, cualquier puede ser tomado como blanco y no quiero que seas tú, porque sé que no tienes nada que ver. No dejarías que algo malo le pasara a Callie o a Cassie, te conozco en ese sentido. Solo ten cuidado. Por ahora todo está tranquilo, pero en caso de que las cosas se pongan turbias, no quiero que te veas metido en un problema que no te corresponde, ¿vale? pregunté preocupado por aquel dibujo y lo que la gente podía llegar a pensar si lo veía, más cuando Ophelia era Ophelia, podía haber hecho un montón de cosas por locura o por obligación, pero casi todo había dado en el blanco.

Dejando ese tema de lado, pasé a prestar atención a las palabras que Nate decía con tanta tranquilidad, pero no pude contenerme y lo tuve que interrumpir.

¡Ya eligieron a un tonto, Nate! le dije moviendo los brazos para que se diera cuenta de que me estaba refiriendo a mí. El chico tenía razón, no sabía qué hacer y era porque nunca había seguido las órdenes, no sabía de protocolos, hacer respetar las órdenes, dar órdenes, no sabía de nada de eso. No sabía qué hacer y las personas esperaban que hiciera algo cuando yo estaba más perdido que chino en Londres. Nate, no puedo hacer esto, siquiera soy capaz de mantener un cactus con vida, no sabría que hacer o dónde empezar. ¿Cómo esperas que dé una orden cuando siempre me he dedicado a hacer justamente lo contrario? Son otros tiempos, eso es verdad, pero, ¿qué se supone que tengo que hacer? Yo no soy Callie, ella sabía qué hacer y tenía ideas, yo soy una hoja en blanco. ¡Totalmente en blanco! No necesito solo una mano derecha, necesito un libro con instrucciones a seguir como el que Cecil le deja a Larry en el museo. Y creo que Larry la tuvo fácil.

Me detuve para tomar aire, si seguía a ese paso iba a comenzar a hiperventilar como no había hecho cuando me dieron la noticia de que había sido seleccionado como líder. No estaba listo para eso. No, señor, yo no era el indicado, ¿por qué era la única persona en ver eso?
Publicado por Brennan F. Grunwald el Vie Ago 19, 2016 12:46 pm
avatar
quinto curso
Gru
260
351
Shawn Mendes
La diferencia entre "puedo" y "no puedo" es solo de una palabra y una cuestión de actitud; si hay ganas, todo se puede.
quinto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t127-grunwald-hastings
En algún momento le tuvo verdadero aprecio, no lo negaba. Ophelia, además de hermosa, era todo lo bueno que podía reflejar el internado; era luz, era nobleza, era bondad... Nate aún podía recordar su mirada de sorpresa cuando fue ese ángel quien lo recibió en la sala de pintura cuando era un niño, ella era más joven, pero nunca perdió ese brillo en la mirada, mismo brillo que ahora él ponía en duda con todo lo que había pasado. ¿Pero qué estaba haciendo? Solo habían tenido algunos cruces de palabras y el respectivo trato de una docente a un estudiante, de resto nada más. ¿Ophelia quería verlo metido en un lío?, ¿quería decirle algo? Nada tenía sentido y de pronto aquel papel representó una gran interrogante ante los ojos de Nathaniel.

Alza su mirada confusa hacia Gru. Él sabía cuál era su único secreto, su única mentira y la verdad es que hasta ese punto no le apetecía ir por allí contándole a los demás por qué hacía lo que hacía y cuantas dosis consumía, fuera de eso estaba limpio, o eso creía. —Sí, honestamente creo que eso es lo que quiere o darme un mensaje que no logro entender—. Frunce el ceño y ve a su amigo. —No haría nada para darlos, menos a las chicas, lo sabes. Además, de haber sido yo el causante de los problemas ya estaría muerto, no soy muy bueno para seguir órdenes amigo—. Y se rasca la nuca sonriendo con cierto sarcasmo, seguro Cassie hubiera odiado aquel gesto, Nate solía ser un poco agrio con las cosas y la menor de las Rohmer se lo había repetido varias veces, pero estaba tranquilo, era lo único que sabía. Tarde o temprano indagaría en ese papel, eso si lo daba por hecho.

Gru estaba desesperado y Nate no entendía cómo entre todas las personas que podrían brindarle buenos consejos lo había elegido precisamente a él, a él que, si bien se había propuesto como líder, no era el mejor consejero de todos. Sí, hacía su mejor esfuerzo, pero no siempre acertaba. Lo veía desde su cama y podía dar por sentado que el chico estallaría si no se calmaba. —Gru, un momento, calma, ¿vale? Tienes que calmarte porque si algo he aprendido a lo largo de la vida es que si dices cosas o tomas elecciones en el humor equivocado puedes caer el doble, así que... toma un respiro.

Nate no espera demasiado para comenzar a hablar, no quería que lo interrumpiera con su excesivo entusiasmo negativo por el tema. —Tú conoces a Callie al igual que yo, ¿crees que ella vino con un manual para saber cómo actuar en esas situaciones? ¡No! Desde luego que no, Calliope Rohmer actuaba sobre la marcha y siempre lo hacía con dos armas que, por fortuna, todos tenemos, la voluntad y el corazón—. Enumera con sus dedos. —Sí, suena cliché, pero nunca escuché a Callie leyendo de conspiraciones o planes malvados, tampoco planificando estrategias. Call actuaba porque sabía distinguir lo que era bueno y lo que no, quería ayudar a otros y siempre luchaba por lo que más amaba y Gru... honestamente creo que esas cualidades las tienes de sobra—. Lo observa arqueando sus cejas esperando que su punto quede claro. —No estamos en el momento de la historia donde podamos pedir requisitos indispensables para líder de la organización. Muchos vieron en tu lo que yo veo; un chico que es capaz de luchar por los que quiere, que sabe lo que es bueno y, sobre todo, que no se va a rendir. Lo único que piden estas personas es que no nos rindamos, no necesitan un héroe, necesitan un amigo, una figura lo más parecida a un líder que los tome de la mano cuando se estén hundiendo.

Le costaba hablar de Calliope, al menos de esa manera, pero estaba haciendo lo que creía que la chica querría que hicieran por Gru, para que se diera cuenta de que no era una locura. —Tienes todo mi apoyo, voy a estar ahí a la hora que lo necesites, pero es tu lugar, Gru. Di que lo vas a ceder solo si estás seguro, completamente seguro, de que eres un inútil, pero no creo que lo seas y estoy seguro que Callie y Cassie tampoco.
Publicado por J. Nate Seeber el Vie Ago 19, 2016 3:26 pm


Algunos pecan por inocentes, otros  pasaron la vida ignorando la verdad que tenían frente a sus ojos.


This is not a perfect life:



avatar
quinto curso - capitan
Nate
170
133
Dylan O'Brien
Quizás algún día encontremos la razón que nos trajo al punto en el que estamos, mientras solo queda seguir adelante.
quinto curso - capitan
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t239-seeber-james-nath
Cuando había conocido a Ophelia había roto un estereotipo contra todos los que se dedicaban a materias como química, física y matemática. Ophelia no estaba loca, no era una científica loca, ella era amable, era una figura materna dentro de aquellas frías paredes que nos distanciaba de nuestras verdaderas familias. Había sido el apoyo moral cuando muchos lo habíamos necesitado, una figura que no era una autoridad tan solo, sino que era una mano, una colega, un consejo. Había dolido saber que estaba detrás de todo, que estaba relacionada de alguna manera y que nos había ocultado tantas verdades, que había buscado una manera cruel de hacernos ver que en ese internado pasaban cosas malas. Ophelia no había sido una científica loca, pero si estaba loca y por más que no me gustara decir que las personas estaban locas de una manera negativa, nuestra profesora lo había estado. Consideré por un segundo decirlo en voz alta, pero, opté por callarme. Si ese dibujo tenía algún significado, entonces, Nate lo encontraría, por ahora había que evitar que se pusieran unos contra otros. No era momento para enfrentarnos entre nosotros, ya suficiente teníamos con no saber quién podía ser el siguiente traidor o el siguiente en desaparecer.

Las palabras de Nate logran calmarme solo por un momento, pero era más que nada por la tranquilidad con la que hacía referencia a la responsabilidad que tenía. Me obligaba a mantenerme sereno para no entrar en pánico, aunque era lo que quería hacer, dadas que las otras opciones no eran tan agradables para mí, ni para nadie. ¿De verdad la gente no se daba cuenta la mala elección que yo era? Era una mala decisión tomada en equipo que me hacía acordar cuando los peatones cruzaban la calle cuando el semáforo indicaba que no podía, estaba mal, pero ir en grupo le restaba riesgo. Era lo mismo, solo que en esa calle se venían todos los colectivos y camiones del mundo. Era un suicidio, con todas sus palabras.

¿Estás seguro que no vino con un manual? pregunté resignado mientras me sentaba en el suelo y pasaba las manos por el pantalón para sacarme ese sudor que se había acumulado en las palmas. Callie siempre lucía segura, había tomado al equipo de lacrosse y logrado que le obedeciera. Tenía madera para esas cosas, para ir al frente, para pensar antes de actuar, para poder distinguir entre lo que era correcto o incorrecto, para no rendirse. Yo, yo no servía para eso. Yo era diversión, irresponsabilidad y desorden. En el momento donde se debía tomar una decisión rápido, entraba en pánico, y mientras más difícil sea la situación más en blanco entraba mi mente. Todo llevaba a preguntas que comenzaban con ‘cómo se suponía’, ‘cómo haría’ y solo eran más y más preguntas. No había respuestas para eso, pero seguía sin poder entender cómo haría para que eso funcionara. No quería decepcionar a los que me habían votado, pero no veía que eso fuera a funcionar. Del lado contrario se encontraba Nate, que me dejaba mirando el suelo y considerando las posibilidades. Lo odie por una milésima de segundo, por esas razones pensaba que él podía servir más como líder que yo.

Lo sé confesé al final, no porque creyera todas las características que el capitán de soccer me atribuía, sino porque sabía que no podía dejar el puesto sin una verdadera razón, y porque también sabía que las chicas lo golpearían de estar allí. Solo estoy cansado de sonreír cuando quiero hacer todo lo contrario. Es como si nadie lo notara. “Ahí va el chico gracioso, parece que está bien, aún sonríe”. Ojalá fuera tan sencillo. No… Ha pasado mucho tiempo, desde que tomaron a Cass, comienzo a perder las esperanzas de que la encontremos con vida, no quiero perder las esperanzas frente a todos, no me parece justo.

No era mi orgullo o mi dignidad lo que se rompería, pero había otras personas que podían tomar eso como ejemplo. No sabía si me había expresado con claridad, si Nate entendería a lo que me refería, pero había dicho aquello que tanto me asustaba de estar frente a todos. El qué pasaría cuando no tuviera más fuerza para sonreír y aparentar que todo estaba bien.
Publicado por Brennan F. Grunwald el Dom Ago 28, 2016 5:13 pm
avatar
quinto curso
Gru
260
351
Shawn Mendes
La diferencia entre "puedo" y "no puedo" es solo de una palabra y una cuestión de actitud; si hay ganas, todo se puede.
quinto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t127-grunwald-hastings
Había empezado a dar un sermón cuyo fin no podía visualizar. Nathaniel no era bueno con las palabras, nunca lo fue, quizás porque sí sabía qué decir, pero pocas veces encontraba la forma de que los demás entendieran la idea que él quería expresar. Su lengua se enroscaba, hablaba de más y a veces se tardaba sin tener un punto claro, por eso Cassie o Callie eran sus mejores opciones. La primera era su mejor amiga, lo entendía de lleno y podía traducir las palabras que se perdían en su garganta. Callie, era Callie, lo conocía más que nadie y ella solo tenía que ver los ojos de Nate para darse cuenta de lo que estaba pasando por su cerebro. Ahora el chico estaba solo y tenía que usar las herramientas que mantenía a su alcance para armar algo medianamente coherente.

No supo si sus palabras tuvieron el efecto deseado en Gru, pero lo cierto es que el silencio del chico lo perturbaba más que cualquier otra cosa. Brennan era de muchas palabras y de poco quedarse quieto, así que sus aires pensativos no le daban buena espina al chico Seeber. Ante su primera interrogante, Nate no puedo evitar sonreír, bien, no eran las mejores circunstancias para hacerlo, pero no podía echarse a llorar, le había causado gracia aquello, quizás una risa impregnada de nostalgia por la chica que estaba mencionando y que ya no estaba.

Nate se sienta en su cama a un lado de Brennan, lo primero que hace es negar. —No y te juro que es la primera persona que conocí cuando llegué al internado y, hasta ahora, puedo jactarme de saber bastante como es. Siento que nunca podría terminar de conocerla, pero eso... en eso estoy bastante seguro—. Asiente. —Call... Call tenía una capacidad nata de líder, eso sí, pero creo que ese liderazgo no nació por un libro en particular sino porque ella misma decidió serlo usando las herramientas que la vida le dio. Es una de las chicas más tercas que conozco, pero aun así es increíblemente valiente y siempre anda buscando el bien para los demás, aunque a veces su humor sea de perros—. Misma sonrisa. Nate junta sus propias manos y toma un respiro, él tenía que ser fuerte ahora por los dos. —Ella habría tenido mucha fe en tí, Gru, yo la tengo. Call te ayudaría de estar aquí y por eso y porque eres mi amigo yo lo estoy intentando. Tú eres diferente a ella, pero eres igual de bueno, solo tienes que aferrarte a esas cualidades que tienes y te aseguro que lo demás vendrá por sí solo—. Su mirada se fija en la puerta imaginando tras de ella a todos los miembros del internado. —Estas personas no necesitan un Dios, necesitan un amigo que los guíe por el mejor camino para obtener respuestas.

Nathaniel chasquea la lengua. —No tienes que llevar una sonrisa constante para que los demás se den cuenta de tus buenas intenciones, Gru—. Gira a verlo. —Desde que Callie se fue no tengo ganas de reír, a veces tampoco de levantarme. Todo se ha hecho más difícil desde que no están, pero nadie duda de que quiero encontrarlas y no precisamente porque llevo una sonrisa o una camiseta con un símbolo de paz—. No sabía si estaba expresando su punto con claridad. —Lo que quiero decir es que está bien que te derrumbes, eres humano. Está bien que llores, que no sonrías, que vayas por los pasillos con la mirada abajo. Vendrán días así, no sabemos cuántos, pero vendrán. Lo único que tienes que mantener en tu pecho es tu voluntad, porque mientras ella siga allí tú vas a poder seguir caminando y creo que es eso lo importante, seguir así las heridas se exterioricen con cada día que pasa. ¿Entiendes?
Publicado por J. Nate Seeber el Vie Sep 09, 2016 12:23 pm


Algunos pecan por inocentes, otros  pasaron la vida ignorando la verdad que tenían frente a sus ojos.


This is not a perfect life:



avatar
quinto curso - capitan
Nate
170
133
Dylan O'Brien
Quizás algún día encontremos la razón que nos trajo al punto en el que estamos, mientras solo queda seguir adelante.
quinto curso - capitan
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t239-seeber-james-nath
Escuché las palabras de Nate como quien escucha a un consejero, atento, con la mirada que se rehusaba a quedarse en un mismo lugar. Seguramente él no se daría cuenta de la ayuda que me estaba dando, lo alentadora que eran sus palabras o el efecto que estaban teniendo en mí, haciéndome creer por un momento, que había una posibilidad de que fuera el ideal para aquel puesto que le correspondía a Callie por naturaleza. Pero esa podía ser una nueva meta, esta decisión, la que la organización había tomado, no sería para siempre, volveríamos a encontrar a las chicas y Callie retomaría el puesto que había tenido que dejar por razones mayores. Porque no había que dudarlo, ella era la mejor para aquella posición.

También agradecía sus palabras. Cuando una persona es de determinada manera, todos esperan que actúe de esa forma, no esperan ninguna sorpresa. Ese, también, era mi miedo, que esperaran algo de mí, algo que no podía dar a todo momento y menos con todo lo que estaba pasando. Yo no podía ayudarlos siempre, no tenía felicidad para regalar, podía regalar desdicha y culpa, pero esos no eran los regalos que la gente esperaba, si eran cosas que tenía de sobra. Tenía miedo que esperaran que fuera siempre una persona para levantar el ánimo a otras, cuando, hoy en día, apenas podía encontrar la manera de mantenerme en pie a mí mismo.

Puedes hablar conmigo, hombre terminé por decir tras pensar qué decir. Sus últimas palabras me habían dejado mudo y con el amargo sabor de la culpa en la boca. No había pensado en eso antes de venir, y ahora me sentía mal. Nate también necesitaba a un amigo, siempre lo había visto con Callie, como si fuera ella la única persona que lo conocía de verdad, la única persona que era capaz de descifrarlo, y si no estaba con ella, estaba con Cassie, Nate también había perdido demasiado ese día, también podía encontrarse como yo, con la necesidad de hablar o simplemente de no encontrarse solo a todo momento. SI necesitas hablar con alguien, puedes hablar conmigo, para eso somos los amigos, ahora más que nunca, nuestro grupo se va haciendo pequeño…

Suspiré con tristeza, extrañando aquellas tardes donde nos encontrábamos todos juntos, distribuidos en la sala de ocio, riendo y disfrutando la vida como lo deberíamos estar haciendo en ese momento. Soñaba que esos días regresaran, aquellos días donde las sonrisas no eran falsas y nuestro mayor problema era la tarea y las pruebas que había en la semana.

Las vamos a encontrar agregué apoyando una mano sobre su hombro. Él me estaba dejando ser líder de la organización, eso significaba que estaba en mis manos, ahora, hacer todo lo posible por encontrarlas. No podía fallar. Voy a hacer todo lo posible por encontrarlas. Gracias, en serio, no sabes lo mucho que me has ayudado, creo que necesitaba eso, encontrar un camino. Gracias y siento mucho haberte molestado.
Publicado por Brennan F. Grunwald el Lun Sep 12, 2016 2:49 am
avatar
quinto curso
Gru
260
351
Shawn Mendes
La diferencia entre "puedo" y "no puedo" es solo de una palabra y una cuestión de actitud; si hay ganas, todo se puede.
quinto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t127-grunwald-hastings
No habría querido hablar con nadie del tema por cuenta propia, no pensaba mostrarse débil frente a otros y llorar por una chica en los pasillos, no por el hecho de llorar, sino porque a pesar de hacerlo no tenía las herramientas para encontrar a ese mismo motivo que alguna vez lo hizo tan feliz y que en ese instante lo estaba hundiendo en la desdicha solo por haber desaparecido. Nate prefería escuchar a otros e improvisar consejos que transmitir todo el dolor que se escondía en su pecho, pero de poder elegir a una persona para drenar en caso de explotar seguramente tomaría a Brennan, porque de cierto modo ambos sentían lo mismo y estaban pasando por una situación similar.

Para nadie era un secreto que Nate sentía más por Calliope Rohmer, más de lo que estaba dispuesto a decir, todos lo veían menos él y algo parecido sucedía con Gru y Cassie, además, ambos habían encontrado en la otra Rohmer a una mejor amiga, a una hermana, sí, era básicamente lo mismo. Ambos podían estar destinados a contarse sus penas, pero al parecer era una mejor opción actuar al momento que ir derrochando sus miserias por los pasillos. No perderían tiempo, era lo más práctico así en su pecho se estuviera formando un constante vacío sin un fin aparente. —Lo sé, Gru, créeme que lo sé—. Una sonrisa ladina se forma en sus labios mientras toma un respiro, apenas podía recordar sus encuentros con aquel grupo antes de que todo el internado se viniera abajo; el día del acantilado, la pista de hielo... eran tan felices que nunca sospecharon que todo se desmoronaría.

¿Las encontrarían? Tenían las ganas, tenían la fuerza y las personas para hacerlo, pero una cosa era tener todo y otra muy distinta lograrlo. Nate se preguntaba si la segunda opción sería posible cuando Gru puso su mano en su hombro. El chico Seeber ve a su amigo y no puede evitar sonreir y asentir una vez, sí, lo harían, momentos como esos los llenaban de fuerza y les aseguraban que las cosas irían para mejor, tenían que ir para mejor porque de lo contrario el camino se desviaría en contra de todos los que habían quedado en Dunkelheit. —Sí, tenemos que hacerlo—. Agrega en un tono de voz más bajo.

Gru sería un buen líder, no tenía duda de ello, solo tuvo un momento de debilidad y eso no era malo, después de todo, lo estaban nombrando guía de algo muy importante, de algo que trascendía el entendimiento y las responsabilidades de todos, incluso cosas que cruzaban el límite de sus pensamientos adolescentes y típicos de su edad. —Estamos para eso, no agradezcas—. Nate se levanta y toma un respiro estirando un poco sus brazos. —Sé que no es precisamente coherente lo que te voy a decir. Pero voy a la biblioteca, necesito encontrar algo para pasar la noche. ¿Vienes? A veces se consiguen tomos interesantes en medio de tanto vejestorio.
Publicado por J. Nate Seeber el Jue Sep 15, 2016 11:05 am


Algunos pecan por inocentes, otros  pasaron la vida ignorando la verdad que tenían frente a sus ojos.


This is not a perfect life:



avatar
quinto curso - capitan
Nate
170
133
Dylan O'Brien
Quizás algún día encontremos la razón que nos trajo al punto en el que estamos, mientras solo queda seguir adelante.
quinto curso - capitan
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t239-seeber-james-nath
Publicado por Contenido patrocinado

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.