Últimos temas
» ▲ Inscripciones a la TGF
Dom Nov 06, 2016 9:33 pm por J. Nate Seeber

» More than Blood —PRIV. Elliot Rhodes
Dom Nov 06, 2016 4:23 am por Elliot Rhodes

» Noche sin estrellas.
Sáb Nov 05, 2016 8:51 pm por Brian Downer

» Friendly fires — Isak
Lun Oct 24, 2016 12:05 am por Isak T. Bruhn

» ▲ Petición de rol
Sáb Oct 22, 2016 11:27 am por Brian Downer

» Darling, SO IT GOES (BRIAN)
Sáb Oct 22, 2016 10:56 am por Brian Downer

» Pared Pintarrajeada [MT#3]
Jue Oct 20, 2016 12:08 pm por M. Yvette Gunnhild

» 2 – 9 – 8 – 3 – 2 [MT#3]
Miér Oct 19, 2016 9:46 am por M. Yvette Gunnhild

» Something happened [Xavier R.]
Mar Oct 18, 2016 9:15 am por Benjamin Lewis

» Power [Benjamin & Mathias]
Lun Oct 17, 2016 6:43 pm por Benjamin Lewis

» ▲ Desbloqueo de tramas
Lun Oct 17, 2016 10:03 am por M. Yvette Gunnhild

» Wildfire
Dom Oct 16, 2016 11:09 pm por Xavier D. Rhodes

Afiliados del Foro
Afiliados Hermanos - 6/6
Directorio - 6/6
Afiliados Elite - 33/33 - Última Limpieza: 24 de septiembre - Cerrado

Be carefull, be brave

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Rose no era la mejor entre los deportistas del internado. Su estatura era media, su complexión delgada, se veía muy frágil a simple vista en comparación a otras personas, lo suyo era el ballet pero independientemente de eso tuvo que tomar una de las ramas deportivas que ofrecía la escuela así que, dadas sus condiciones, prefirió el atletismo, era donde menos contacto físico iba a tener. Lo que la castaña no esperaba que el deporte terminara por gustarle de esa manera. Rosie no era fanática pero si le servía para drenar mucho y llegar a interior de internado con una nueva dosis de aire puro en sus pulmones, se podía decir que asistía gustosa a los entrenamientos, tal como había hecho ese día luego del desayuno.

Había corrido varias vueltas, estaba cansada y aunque se tratara de Escocia, la castaña trataba de no usar el abrigo, se sentía encerrada. Tenía una coleta en lo alto, su frente estaba perlada de sudor y sus mejillas ruborizadas por la misma razón. Ella y dos compañeros más tendrían que competir, la pista era amplia así que parecía no haber problemas en ello. Cuando escuchan el silbato los tres estudiantes salen corriendo, tenían solo dos barreras de por medio lo cual no era mucho. Rosie pasa la primera y sigue con sus ojos claros fijos en su objetivo. Iba por la segunda cuando siente como el chico que iba en el medio, a su lado, se acerca peligrosamente aun corriendo. La chica se desconcentra y en lugar de saltar a tiempo termina cayendo en el suelo raspando profundamente su rodilla y algunos cortes superficiales en los brazos. El docente se acerca a ayudarla pero ella se niega, de seguro ya la conocían así que aconsejan que vaya a enfermería. Una de las chicas más pequeñas del lugar la acompaña y Rosie se relaja cuando ve que su acompañante no tiene interés en ayudarla, por lo menos no estando cerca.

Al llegar a la enfermería la chica se va, Rosie modula un "Gracias" pero esta ya se encuentra lejos. Una de las enfermeras sale un tanto preocupada y le ordena sentarse en la camilla. Mya lo hace y sube su pantalón hasta la rodilla donde tenía un corte profundo y algo sucio. La doctora se acerca con un algodón y algo que Rose cree es alcohol, se estaba inclinando para limpiar la herida primero cuando la castaña retrocede de alguna forma y pone su mano en alto indicando que se detenga. —Disculpe, yo puedo... yo sola, por favor—. Sus ojos azules están abiertos como platos. La enfermera insiste y cada vez más Rose va retrocediendo inventando excusas para ser ella quien se curara.
Publicado por M. Rose Wood el Miér Sep 16, 2015 10:20 am




Reflection:

avatar
sexto curso
Rose
333
629
Barbara Palvin
El valor no es la ausencia del miedo, es el conocimiento de que hay algo más que el miedo en sí.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t42-mya-rose-wood#87
Agotada. Saturada. Con una ligera migraña.Esos eran los síntomas que detectaba mientras me encontraba tirada en la cama, posición en la que había quedado luego de arreglar varios asuntos en sala de profesores, pasar por el laboratorio para verificar no tener que hacer ningún pedido para clases próximas y recoger los trabajos que me tocaba corregir. No me podía levantar. Era lo que quería, pero mas fuerte era el deseo de descansar al menos media hora mas. Al final tome aire y me senté de golpe. Toda la habitación pareció dar una vuelta de ida y vuelta, y me aferre al borde mientras mi cabeza parecía dejar de girar. Cerré mis ojos para poder acelerar el proceso. Al final todo se quedo quieto y me levante con cuidado para poder tomar el vaso de agua que estaba sobre el pequeño escritorio que poseía. Respiré de manera compensada hasta calmarme. Era el día, demasiado húmedo, demasiado pesado, las personas de presión baja como yo solíamos caer en esos días, o eso me decía a mi misma. Opte por sentarme y ponerme a corregir los trabajos, estar sentada parecía ser la mejor idea, pero el primer trabajo no ayudo, o mejor dicho, la letra del primer trabajo. Pequeña rebuscada, tenía que forzar mi vista y concentrarme para poder entender lo que estaba diciendo. No podía así. Necesitaba una siesta, pero si me echaba a dormir no me levantarían nunca.

Tomé el saco antes de salir para ir a enfermería, uno de mis lugares favoritos en aquel internado. Era lógica pura. Mi lugar favorito sería la biblioteca, pero siempre estaba repleta de estudiantes que rara vez se mantenían en estado silencioso. Había tres bibliotecas, salvando la de la sala de profesores, la otra era para estudiantes. En la tercera biblioteca, la de los profesores, siempre había presente algún que otro profesor, hablando con otro profesor, y los asientos provocaban que la columna vertebral sopesara la posibilidad de cambiar de dueño. De todo el resto de los lugares, siempre era lo mismo, o había alumnos, o había alguien y odiaba que mi cabeza se cayera a causa del sueño cuando estaba tan expuesta a que un estudiante hiciera de las suyas. Por eso, el mejor lugar era la enfermería. Ningún, o bueno, casi ningún estudiante iba a ir sino era causa de vida o muerte. Usualmente estaba en silencio dado que los enfermeros siempre tenían trabajo, y las camillas eran mas que cómodas, si lo que se buscaba era encontrarse una posición horizontal.

Salude a un par de estudiantes que iban y volvían de las clases de deporte, y me adentre en aquel pasillo que conducía a enfermería. Al entrar el panorama que observe no era muy extraño, pero mi frente se frunció al ver la cara de la joven. Oh! Al fin te encuentro, un joven se lesiono jugando a Lacrosse, parece que esta muy mal, me pidieron que viniera a avisar porque no tengo idea de medicina. El profesor de Lacrosse se quedo con el chico en cuestión... Ni una palabra mas fue necesaria que la enfermera dejo cualquier cosa que tuviera en la mano y con un "ya regreso", salió por la puerta. Me acerque a la castaña, tomando asiento en el borde de la cama. ¿Quieres hablar? Le pregunte mientras tomaba el algodón y la miraba con una tímida sonrisa. ¿Quieres hacerlo tu o me dejas ayudarte?
Publicado por Ophelia E. Westerberg el Miér Sep 16, 2015 7:11 pm



light is easy to love
show me your darkness


Happiness is a journey, not a destination:
avatar
muerto
Ophe
226
378
Holland Roden
Muchas veces me he caído y me he lastimado, el dolor termina. Ahora ya no temo a los golpes, aunque me hagan pedazos.
muerto
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t60-westerberg-abbey-o
La cercanía de la enfermera era peligrosa y cada vez rompía esa barrera íntima que Rose tenía para consigo. Insistía cada vez más, no dejaba de hablar y amenazaba con colocar el algodón impregnado de líquido en la rodilla de la muchacha en cualquier momento. Rose solo usaba sus manos para marcar una barrera, no tocaba a la enfermera pero en silencio le indicaba que se alejara que ella podía sola. La castaña llevaba perdidas el número de veces que había insistido en ser ella quien se curara pero la mujer no parecía entender, como si sus ojos abiertos, su piel pálida y erizada no fueran suficiente para ello. La chica no era grosera, no era hiriente, pero estaba al borde de un ataque si aquella mujer no cedía y Rosie no estaba muy segura de que haría si eso pasaba.

¿Por qué no era más sencillo? Como cuando era niña o incluso en el hospital donde conoció a su hermano. Ella misma se curaba, ella misma se vestía, era ella quien se hacía sus cosas, quizás por eso su miedo creció a través de los años y ahora que estaba expuesta no sabía cómo controlarlo si algo se salía de control, internamente maldecía el momento en que se había caído.

Estaba en lo mismo y cada vez se alejaba más del borde de la cama, justo cuando entró una cara familiar, una que, en el fondo, tranquilizó a Rose. La enfermera no demora en irse, pero la chica puede jurar que antes la ve con una cara de advertencia como si no deseara que se moviera de su sitio. Rose queda sola con Ophelia y tiene que tomar un respiro antes de hablar, o más bien susurrar. —Gracias.

Nota como ella se sienta a su lado en una distancia considerable y la primera Rosie niega, ¿qué podía decirle?, quizás si quisiera hablar pero en ese instante estaba pasando el mal sabor del momento. —Yo... lo hago—. Toma el algodón que ella sostiene con cuidado de no rozar y toma el frasco del líquido, poco a poco lo coloca sobre su piel lastimada, tiene que morder la cara interna de su labio para no quejarse, sale un poco de espuma pero ella sigue. —Gracias por llegar, Ophelia. Ella no... Entendía—. Alza sus ojos y ve a su profesora con cierta timidez, luego sigue en lo suyo pero esa vez no puede evitar quejarse.
Publicado por M. Rose Wood el Miér Sep 16, 2015 8:12 pm




Reflection:

avatar
sexto curso
Rose
333
629
Barbara Palvin
El valor no es la ausencia del miedo, es el conocimiento de que hay algo más que el miedo en sí.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t42-mya-rose-wood#87
Mostré una sonrisa al darme cuenta que había acertado ante la primera impresión que había tenido. Rose Wood era una estudiante excepcional. Siempre cumplía con sus deberes y siempre estaba atendiendo en clase, pero cuando la presencia de las demás personas se hacían muy cercanas a ella, las cosas podían cambiar de forma notable, y ya había tenido experiencia en eso, en especial en los trabajos grupales. Por suerte algunos estudiantes comprendían la situación y se mantenían al margen, otros, no cumplían con lo que uno esperaba, pero, en general, las estadísticas habían bajado a favor de dicha castaña.

Acariciando mis propias piernas observe el techo blanco, cerrando los ojos unos segundos. Por eso me gustaba la enfermería, siempre estaba llena de un silencio acogedor. Casi que no había necesitado escuchar la respuesta de la joven para saber que diría. Había cedido el algodón intentando no asustar mas a la joven, y me había quedado en mi lugar, dado que no la iba a dejar sola. Además, la enfermera, no tardaría en regresar, y cuando lo hiciera, a sabiendas de que era mentira, era mejor que hubiera un adulto para explicar la situación. Claro que, si hubiera leído el expediente de la muchacha antes de atenderla, las cosas hubieran sido un poco mas simples, para todos. Alce la mano para detener el avance del algodón al ver su rostro, pero me detuve de una manera un tanto brusca antes de tocarla. Lo siento, la costumbre Me disculpe alejando mi mano lentamente. pero, ve con cuidado. A mi siempre me sirve contener la respiración o pensar en otra cosa.

Veamos, ¿Has pensado en hacer una visita al despacho del doctor Motka? Pregunté de improvisto para sacar tema de conversación. No iba a preguntar cómo era que había acabado lastimada, bastaba saber que era momento de deportes para confirmar cualquier herida que trajera cualquier estudiante, y si no me equivocaba, la joven estaba en atletismo. Ya sabes, a veces sirve hablar para poder superar algo que haya pasado. A mi él... me ayudo mucho. Es una buena persona, muy correcto, jamás dirá nada a otra persona, lo sé, eso ya lo tengo confirmado por mi misma. Podría ayudarte...
Publicado por Ophelia E. Westerberg el Jue Sep 17, 2015 11:40 am



light is easy to love
show me your darkness


Happiness is a journey, not a destination:
avatar
muerto
Ophe
226
378
Holland Roden
Muchas veces me he caído y me he lastimado, el dolor termina. Ahora ya no temo a los golpes, aunque me hagan pedazos.
muerto
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t60-westerberg-abbey-o
A Rosie no le gustaba llamar la atención, de hecho era feliz estar al margen de las cosas, no era la mejor socializando y por la misma razón prefería quedarse sola o con contadas amistades, siempre bajo perfil. Sin embargo llevaba un par de años en el internado y su problema siempre era el mismo, no podía ocultarlo y era evidente cuan incómoda se ponía cada vez que alguien se acercaba demasiado o el terror que experimentaba cada vez que la tocaban. Era entonces cuando se preguntaba si no era demasiado tiempo ya para que todos lo supieran. En medio del terror que experimentaba, Rose creía no ser suficientemente obvia con todo lo que le pasaba y era por eso que los demás no se daban cuenta, solo que no podía dar más y en ese caso tenía que enfrentar las cosas solas.

Sigue curando la herida, le duele el solo limpiarla pero sabe que ese paso es elemental y que después todo será mucho más sencillo. Sus ojos azules se abren de golpe cuando nota como Ophelia se acerca, se mueve aunque ese movimiento no es tan notorio pero ella retrocede de inmediato y la castaña puede respirar de nuevo. Rose da pequeños toques y en sus labios se forma una pequeña sonrisa —Pensar en otra cosa, esa opción me gusta más.

Rose niega en cuanto su profesora inquiere si no ha ido a ver al doctor, no había pensado en hacerlo, lo que tenía era tan normal para ella que ya no lo veía como un problema sino como una condición con la que podía vivir, solo tenía que mantenerse serena y lejos de los demás. —No dudo que me ayude pero... creo que hay peores cosas que lo que me pasa a mi—. Luego de su experiencia en la clínica psiquiátrica no había deseado ir a otro médico, además del terror que eso ameritaba y de todo lo que había visto. —Pero... puede que vaya un día si me siento muy mal—. Asoma la posibilidad por no ser grosera, aun así sonríe un poco y termina de limpiar.

Sin embargo había algo que le dio curiosidad así que Rose se alza y bota el algodón, al girarse frunce un poco el ceño, le daba pena hurgar donde no debía, luego ve a Ophelia. —Ophelia, ¿y por qué tú vas con él, con el doctor Motka?
Publicado por M. Rose Wood el Jue Sep 17, 2015 3:53 pm




Reflection:

avatar
sexto curso
Rose
333
629
Barbara Palvin
El valor no es la ausencia del miedo, es el conocimiento de que hay algo más que el miedo en sí.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t42-mya-rose-wood#87
La primera vez que había ido al psicólogo, había sido a los quince años. Desde esa edad no pude evitar contar con alguien licenciado en el tema para que me escuche. Desde que había entrado en Dunkelheit, había temido estar sola, no tener a nadie que me escuchara, me aconsejara, o que hiciera las preguntas correctas. Cuando supe que Alfred se dedicaba a eso, me encontré bastante temerosa y avergonzada, pero coincidió que se encontraba allí por esos mismos motivos. No contar con alguien de dicho índole, para mi era tan extraño, como para otros lo era el hecho de que había sido tratada casi la mitad de la vida que llevaba.

Una mueca se hace presente en mi rostro ante aquellas palabras. Mi ceño se frunce al igual que mis labios, la observo con cierta curiosidad, tratando de deducir a donde iba a parar. —Tienes razón, hay muchas personas que están mucho peor que ti, incluso que yo. Niños que mueren de hambre todos los días, otros que mueren de frío, gente que no posee familia, ni amigos, solitarios en el mundo que mueren en soledad. Hay personas que lo pierden todo de un día para otro, casa, familia, un techo, y solo quedan en la calle, sin ser mas que otro pedazo de basura en la vereda. Si, hay muchas personas que se encuentran peor que ti, pero ¿Quieres saber algo? Puedes pensar eso de muchas formas, la primera, es que si ellos no tienen la posibilidad de vivir y tu si, es porque alguien quiso que así sea, entonces, ¿Desaprovecharías la oportunidad? ¿Dejarías que el sacrificio de otra persona fuera en vano? Suponiendo, claro, que siempre va a haber alguien mas pobre, si esa persona no esta, otro debería tomar su lugar. La segunda forma de pensarlo es, si las cosas están mal, ¿Porque no mejorarlo? ¿Es excusa que otros estén mal para no querer mejorar tu misma?—

—Es verdad, siempre vas a encontrar a alguien que este peor que tu, pero, no lo tomes a mal, no es razón para que tu no quieras mejorar. Es tu vida, y vale mucho, tienes que cuidarla, y así como te peinas el cabello todas las mañanas, o arreglas tu uniforme para que este impecable, incluso cuando lavas tus dientes, te estas cuidando a ti misma, esto sería solo dar un paso mas. Linda, seguro pensaras que no soy quien para decirle, pero allí afuera hay una vida, y tu te estás perdiendo de muchas cosas, solo porque tienes miedo, no debería ser normal que las dejaras pasar con tanta calma, menos a esta edad donde pasan tantas cosas, porque cuando te quieras dar cuenta, puede que sea demasiado tarde para volver atrás. Además, si estás triste, como vendrá alguien a abrazarte y decirte que todo va a estar bien?— Sonrió con tristeza al decir todas esas palabras. Era demasiado, lo entendía, pero a veces me sentía como madre de todos aquellos chiquillos, alguien que necesitaba ayudarlos para ser la guía que necesitaban. Rose era una. Valía mucho mas que otros niños, pero era demasiado temerosa. —Fui con el doctor Motka, por razones que no se si estás lista para saber, digamos que pase por algo, y estoy aprendiendo a no dejar que me intimide. Llevo trece años, intentando que ese día no me atormente por el resto de mi vida—
Publicado por Ophelia E. Westerberg el Jue Sep 17, 2015 4:57 pm



light is easy to love
show me your darkness


Happiness is a journey, not a destination:
avatar
muerto
Ophe
226
378
Holland Roden
Muchas veces me he caído y me he lastimado, el dolor termina. Ahora ya no temo a los golpes, aunque me hagan pedazos.
muerto
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t60-westerberg-abbey-o
Rose debía de haber sido tratada por especialistas incluso luego de todo lo ocurrido con su padre, desafortunadamente eso no había podido ser así ya que, el lugar que las autoridades pensaban que la ayudaría más bien había servido para empeorarla en todos sus aspectos. Rosie no había tenido nadie con quien hablar en el hospital psiquiátrico, la habían explotado como nunca aprovechándose de su belleza y ganas de colaborar, lo único que salvaría de ese lugar sería a Wes y por razones obvias. Nunca tuvo alguien a quien decirle sus problemas, en el fondo no lo deseaba pero sabía que la menor oportunidad de tener a alguien a quien confiarle sus penas lo haría, era una carga muy pesada así las palabras salieran de su boca con todo el esfuerzo del mundo. ¿Cómo podía estar segura de que ese doctor iba a ser diferente? A pesar de que el internado le daba buena espina era un tema delicado, ella ya no era esa niña moldeable, era toda una mujer y cuando el ser humano crece en edad, aumentan todos sus problemas consigo.

Le tenía confianza a Ophelia incluso más que a otros profesores, ella era una de las más jóvenes y siempre se mostró buena con Rose, por eso tuvieron un gran acercamiento y la castaña sentía que podía contarle todo sin pena alguna. Pero la pelirroja siempre la ponía a pensar, de alguna manera u otra siempre terminaba por callarla de buena manera. —No es una excusa, es solo que... he crecido y no sé si vale de algo que me ayuden ahora cuando todo puede empeorar. Es como si...—. Rosie mueve sus manos intentando explicar todo lo que pasa por su mente. —... como si todo estuviera contenido, ¿entiendes? y solo a veces esa capsula que protege se levanta y deja que ciertas cosas se escapen, como si mi tarea fuera mantenerla cerrada porque siento que si la abro todo va a ser un caos y no quiero alejar a más personas con todo lo que... me pasa.

Mya veía muy pocas cosas fuera del internado, incluso el futuro que tanto quería, era como si estar dentro la hiciera sentir tan segura y complacida que no quisiera salir para no errar en el camino. —A veces creo que no voy a salir de aquí—. Ve a la docente con toda sinceridad. Había aceptado el cupo pensando en un buen futuro pero ahí, segura y encerrada, sentía que estaba mejor que en una universidad como todos los que deseaban estar en ellas. —Nadie podría abrazarme, los espantaría, como a todos...—. De solo pensarlo su piel se erizaba, sonríe con cierta tristeza mientras ve al suelo y sus manos juegan inquietas entre sí.

Aunque le causaba curiosidad no sabía si Ophelia querría contarle todas esas cosas. —Te entiendo, yo también trato de olvidar un día en particular pero llevo menos tiempo que tu, lo intento y a veces parece que se va pero luego vuelve y es más nítido que si lo volviera a vivir—. Rosie ve una crema y un polvo a su lado que había puesto la enfermera, probablemente para curarla. La castaña toma un poco del ungüento y lo pone por los alrededores de la herida con cuidado. —No te preocupes, puedo saber cualquier cosa, he oído muchas historias feas, sé que soy menor que tu pero puedes confiar en mi—. Rosie alza su mirada clara y le sonríe a la profesora antes de volver a curar su herida.
Publicado por M. Rose Wood el Vie Sep 18, 2015 11:07 am




Reflection:

avatar
sexto curso
Rose
333
629
Barbara Palvin
El valor no es la ausencia del miedo, es el conocimiento de que hay algo más que el miedo en sí.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t42-mya-rose-wood#87
La primera vez que había entrado al internado me había sentido como una joven nuevamente. Rodeada de chicos de mi altura o mas altos, algunos también eran mas pequeños, pero eso era por su edad mas que nada. Todos me observaban con curiosidad portando sus uniformes escolares mientras yo caminaba con un vestido floreado, una camisa de jean y unos tacones que hacían ruido al caminar. Era mi entrevista, era el momento de ingresar de forma definitiva. Los primeros días de clase habían sido difíciles, muy difíciles. La falta de respeto, el derecho de piso, cualquiera sea la cuestión. Debí trabajar para que me vieran como la profesora que era, la autoridad dentro de esas cuatro paredes, solo que a ciertas personas, parecía serle irrelevante. Finalmente lo había logrado, había encontrado el espacio, lo había aprovechado, pero eso no significaba que no me costara ser la persona rígida y estricta que como profesora esperaban. Me era imposible no relacionarme con los estudiantes. Eran criaturas inocentes, que aún no habían vivido lo suficiente como para saber cuales eran los juegos de la vida. Me gustaba pensar que yo los podía ayudar, a que no se tropezaran con la misma piedra, a decirles que ser ellos mismos, era la mejor decisión que podían tomar; marcar sus errores, para que no los cometan nuevamente; ayudarles a crecer y a ser buenas personas. Algunos no deseaban ni verme la cara mas allá de las horas de clases, otros, como Rose, me daban el espacio para poder hablar con ellos, me daban la posibilidad de ser de ayuda.

Niego en silencio, pero me detengo para que termine de hablar. La dejo continuar, mientras medito mi propia respuesta. Cuando acaba me quedo un pequeño momento en silencio. —Es miedo, lo que sientes es miedo.— Es lo primero que digo de manera lenta para que no sea tan fuerte. —Yo también tuve miedo. No creí que fueran a cambiar lo que ya había pasado, pero no es acerca de eso, es acerca de seguir adelante. Tu temes que las cosas empeoren, porque así estas bien, pero no es cierto, y creo que tu también lo sabes, sabes que las cosas no son como deberían, pero temes que empeores. A eso temes, a que las cosas sean peor de lo que ya son. Puede que lo sea, liberar todo lo que tienes dentro, nunca es fácil, pero luego, solo te sientes mejor.— Mis recuerdos me llevan al primer día que acepte lo que había hecho. Me sentía tan mal por eso, pero a la vez, tan bien de poder aceptarlo en voz alta. Aceptar lo que uno había pasado, era una manera de asimilarlo y dejarlo atrás. —No tienes que hablar con el doctor Motka sino quieres, pero podrías hablar con alguien. Estoy segura que mas de uno esta ahí para prestar su oído por ti; yo soy una.— Agrego con una tímida sonrisa, mientras me debatía entre si decirle o no, lo que yo había hecho. Cerré mis ojos, e imagine a todas las personas que me decían que aceptarlo era lo mejor, era la mejor forma de seguir adelante. —Hay historias terribles, no creas que has escuchado lo peor del mundo. Hay historias que erizan tu piel de una manera que no te puedes imaginar— Le advierto en un susurro. —Maté a mi hermano. Por eso hablo con Alfred, por eso fui con otras personas antes— Aprieto el maxilar para no agregar todas las cosas que justificaban mis actos. La realidad era esa. Yo podía afrontarla. Desvió la mirada de la joven al piso, sin poder mirarla al decir esas palabras, sin poder ver como iba a reaccionar.
Publicado por Ophelia E. Westerberg el Sáb Sep 19, 2015 9:39 am



light is easy to love
show me your darkness


Happiness is a journey, not a destination:
avatar
muerto
Ophe
226
378
Holland Roden
Muchas veces me he caído y me he lastimado, el dolor termina. Ahora ya no temo a los golpes, aunque me hagan pedazos.
muerto
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t60-westerberg-abbey-o
Miedo le decían, claro que tenía miedo, estaba aterrada desde aquel día. Rose vivía con una presión constante todos los días, con pesadillas variadas todas las noches pero que básicamente se remontaban a lo mismo, no había tenido una vida como tal desde que era niña y ahora que estaba ahí, en el internado, donde todo parecía ser bueno, se daba cuenta de que nada había cambiado y que todo era más de lo mismo, solo necesitaba recordarlo, o que se lo recordaran como Ophelia, pero no la culpaba, no podía hacerlo. —Si, es eso—. Susurra con la mirada gacha mientras deja el frasco de crema a un lado y gira hacia la profesora, confiaba en ella, de no hacerlo no estuviera hablando de ese modo.

Ella no era normal y no iba a serlo nunca, o eso pensaba por lo menos desde que era niña. ¿Cómo iba a tener amigos?, ¿cómo iba a tener un esposo?, o peor, ¿cómo tendría hijos? Su carrera de docente en primaria se veía completamente limitada incluso por el hecho de que le aterraba que la tocaran. En los deportes era un miedo constante de que la rozaran, en el ballet, en el salón... la vida de Rose estaba llena de temores y ella no tendría una vida normal hasta que aceptara que pudiesen tocarla, como cualquier contacto entre las personas. Pero era terror, era su pesadilla porque cada vez que alguien ponía un dedo en su piel lisa los recuerdos de esa noche volvían, los golpes, las palabras terribles. Inevitablemente los ojos de la muchacha se nublan. —Es tan complicado... no lo veo ni mejor ni peor, Ophelia, es solo que... no lo veo. Lo que conozco es lo que vivo y algo después de eso, lo que pueda pasar al abrirme como tú dices, es lo que me aterra—.

Rose sabía que podía contar con ella, de hecho entre muchos profesores era con Ophelia con la que mayor afinidad había tenido desde que la conoció, ¿podría decirle todo su pasado y el origen de su problema?, ¿sentiría lástima por ella? Rose asiente lentamente con una débil curvatura en los labios, le afirmaba que sabía que contaba con ella.

Pero luego Ophelia entra como en un trance y Rose siente mucha curiosidad, tanta que se olvida de que aún le falta un medicamento para completar la cura de su herida. Le hubiera tomado la mano en señal de apoyo, pero era Rose, simplemente no podía, la castaña solo desea que la enfermera tarde más de lo debido. Cuando escucha su confesión sus vellos se erizan, sus ojos se abren de par en par y se queda sin habla, no sabía que decir en una situación así. ¿Ophelia? Rose no la veía de ese modo, no podía imaginarlo, ella no era así, debía haber una razón de trasfondo en todo aquello al igual que en su caso, de repente sintió que ambas venían del mismo costal. —¿Có... cómo?, ¿por qué?
Publicado por M. Rose Wood el Sáb Sep 19, 2015 8:03 pm




Reflection:

avatar
sexto curso
Rose
333
629
Barbara Palvin
El valor no es la ausencia del miedo, es el conocimiento de que hay algo más que el miedo en sí.
sexto curso
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t42-mya-rose-wood#87
El temor a lo desconocido. ¿Quién no le había temido a lo que iba a pasar? Por mi parte lo había hecho, siempre me daba miedo comenzar de nuevo, quedar a la merced del destino. Pero ¿Qué se podía hacer? A veces era mejor saltar al vacío que darse donde uno estaba, porque a veces, debajo de todo ese pozo que tan oscuro parecía, podía encontrarse un colchón de flores, y mil maravillas que podían descubrirse. Muestro una sonrisa a medias, sabiendo que de ser cualquier otra persona, me hubiera arrimado para tocar su hombro o abrazarla ligeramente, y decir que todo iba a estar bien. Tomo aire para soltarlo de golpe de manera rápida.

—Rose, dicen que el que no arriesga no gana, pero no es eso lo que te diré. Sólo te diré que, a veces, es mejor desafiar las posibilidades. Si dices que no, nunca vas a perder nada que ya tengas, solo pierdes la posibilidad de lo que hubiera sido si. Si dices que si, esta bien, puedes perder, tanto como puedes ganar, pero ¿Quieres saber algo? Nunca te vas a quedar con la duda de lo que hubiera sido posible si tan solo hubieras tomado la oportunidad— Explico con calma, sabiendo que a continuación tendré que dar yo las explicaciones por la verdad que acababa de contarle a la joven. El tema de mi hermano era tan sensible como lo debía ser el pasado de la joven. Mis manos se deslizan por mi cabello, acomodando al mismo a un lado de mi hombro. Tardo en pensar que decir. Lo cierto era que nunca me había planteado un escenario como ese, pero allí estaba, ahora tenía que explicar las razones.

—En cuanto a mi hermano...— Tengo que detenerme para tomar aire. No tenía idea de como contar esa historia. De como comenzar. Siquiera recordaba como se la había contado a otras personas, a las personas que me ayudaron. —Su nombre era Dierk, era una buena persona, pero tenía amigos que no lo eran tantos. Él si decía que si, a muchas cosas, incluso a cosas que no debía. Él era mi mellizo, y aún así, a veces eramos tan diferentes, por mas que la gente nos viera iguales, eramos diferentes...— Siento mi voz llenarse de nostalgia, de tristeza, porque extrañaba a aquella persona desde hacia mucho tiempo, y aún así, sabía que sería incapaz de verlo por muchos años mas. —Aún así, era mi mejor amigo, solo que no creo que yo haya sido su mejor amiga. Hubo cosas que nunca me contó. Como que se drogaba con sus compañeros de basquet y esas cosas... Un día, teníamos quince, mis padres se enteraron, yo me había enterado poco antes y él estaba seguro que era yo, por lo tanto esa noche en la que él estaba castigado, fui a su cuarto para decirle la verdad, y él no estaba, solo no estaba. Creí que se había escapado a la fiesta que hacían en la casa de una de nuestras compañeras, pero... allí no estaba, entonces llame a mi padre. Él era policía. Mientras lo buscábamos por las calles, vimos que estaban asaltando un lugar. Mi padre entró, y al ver que no salía entre. De pronto tenía el arma de mi padre entre mis manos y les pedía a esas personas encapuchadas que se fueran, pero una golpeaba a mi padre una y otra y otra vez. Después de que disparé supe que era mi hermano— Termino de contar rápidamente con la mirada perdida en algún punto de la sala. Observo a Rose, sin poder concentrar mucho mis orbes verdes sobre ella. —Verás, el pasado te marca, pero los errores de los demás, nunca se pueden comparar con los errores que cometes tu mismo. Esos son los peores—
Publicado por Ophelia E. Westerberg el Lun Sep 21, 2015 12:42 pm



light is easy to love
show me your darkness


Happiness is a journey, not a destination:
avatar
muerto
Ophe
226
378
Holland Roden
Muchas veces me he caído y me he lastimado, el dolor termina. Ahora ya no temo a los golpes, aunque me hagan pedazos.
muerto
Ver perfil de usuario http://whispersinthedark.foros-activos.es/t60-westerberg-abbey-o
Publicado por Contenido patrocinado

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:

No puedes responder a temas en este foro.